IMPORTANCIA DE LA MOVILIDAD DE LAS CADERAS EN EL PILATES Mar 26, 2019

  • 272
  • 0
  • 2
IMPORTANCIA DE LA MOVILIDAD DE LAS CADERAS EN EL PILATES

IMPORTANCIA DE LA MOVILIDAD DE LAS CADERAS EN EL PILATES

¿Por qué debo tener buena movilidad en mis caderas para disminuir la lumbalgia?

El motivo esencial, es que la pelvis es el centro de nuestro movimiento, que se realiza a través de la articulación de la cadera −entre otras−, por lo que la estabilización lumbo-pélvica es uno de los principios del método Pilates.

Es esencial estabilizar, movilizar y disociar los movimientos de las caderas, puesto que su buen funcionamiento es fundamental para que todo nuestro cuerpo pueda moverse de forma correcta en nuestras actividades diarias o en la práctica deportiva.

Las caderas, por su localización, están íntimamente ligadas al estado de los abdominales inferiores, glúteos y musculatura de miembros inferiores en general (sobre todo isquiotibiales). Es por ello por lo que, para evitar la lumbalgia, −uno de los principales motivos por los que nuestros pacientes acuden a consulta−; será interesante tener un buen control de movilidad, flexibilidad y fuerza en nuestras caderas. Esto nos va a permitir reducir los síntomas de dolor. Para conseguirlo, debemos tener en cuenta a todos los músculos que intervienen en los movimientos de esta articulación, entre ellos: el psoas, los glúteos, isquitibiales, cuádriceps, aductores y separadores de la cadera, como el tensor de la fascia lata. Algunos de estos músculos tienen inserciones comunes tanto en cadera como en vértebras lumbares o pelvis.

Siempre que aparezcan síntomas lumbares, debemos hacer una buena valoración del estado de la musculatura abdominal y tensión de paravertebrales; pero en muchas ocasiones se tiende a olvidar la íntima relación de las caderas con ese estado de dolor lumbo-pélvico. Es un buen inicio de tratamiento el movilizar en consulta las caderas y hacer estiramientos pasivos de todas las estructuras relacionadas con la misma; sin embargo, el trabajo con ejercicio terapéutico será la clave para conseguir una estabilidad que va a disminuir a la larga la frecuencia de visitas al fisioterapeuta. Es por ello, que el método pilates ofrece una amplia gama de ejercicios destinados a tonificar, flexibilizar y ganar control de esa cintura lumbo-pélvica con los que, a través de los movimientos de las caderas, podremos conseguir beneficios duraderos y eliminación definitiva de los síntomas.

Sobre el autor

Mª Ángeles Nieto

Mª Ángeles Nieto

Fisioterapeuta & Osteópata

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

0

0%